Este viernes, personal policial de la Estación de Policial Comunal de Adolfo Gonzales Chaves bajo la supervisión del Fiscal Juan Carlos Ustarroz, llevaron a cabo un registro domiciliario ordenado por el Juzgado de Garantías de Tres Arroyos en el marco de un ilícito ocurrido días atrás en el que a una vecina le sustrajeron su motocicleta.

La causa tuvo su origen cuando una joven de la localidad denuncio que una comerciante de la zona intento cobrarse una deuda de mercadería mediante la sustracción de una motocicleta de su propiedad.

Ante la denuncia radicada se instruyeron actuaciones por HURTO AGRAVADO, y una vez recolectado el material probatorio se solicitó el registro domiciliario, lográndose recuperar la motocicleta.

En cuanto a la identidad de la denunciada no se brindan datos. Se le sigue causa por el delito antes nombrado, sin perjuicio de habérsele informado que existen medios legales para la ejecución del cobro de la mercadería adeudada.